TELÉFONO DE CONTACTO

93 727 70 00

Cursos

Destino
Montpellier
Categoría
Para adultos (+17)
Alojamiento
Familia
Precio desde
Destino
Niza
Categoría
Para adultos (+17)
Precio desde
Destino
Lyon
Categoría
Para adultos (+17)
Alojamiento
Familia, Residencia
Precio desde
Destino
París
Categoría
Para adultos (+17)
Alojamiento
Familia
Precio desde
57.04€
Destino
Toulouse
Categoría
Para adultos (+17)
Alojamiento
Apartamento
Precio desde

Cursos de francés en Francia

Historia

Romanización de la Galia

Francia antes era conocida con el nombre de Galia, poblada por los galos, pueblo celta de origen indoeuropeo. Los celtas galos protagonizaron las civilizaciones de La Téne y Vix. En el sur de la Galia se establecieron los griegos (jonios), quienes fundaron Massalia (Marsella), Agde, entre otras (s. VIII- VI a.C.).

Cayo Julio César venció al jefe Galo Vercingetorix en el año 51 a.C., creando un puente entre Roma y los pueblos germanos, que con sus migraciones acosaban Roma de forma periódica.

Luego se produjo un genocidio que disminuyó considerablemente a la población gala, lo cual facilitó la rápida latinización, pero también la obra que no mucho tiempo después empezaron a realizar los primeros misioneros cristianos que progresaban expandiéndose dentro de las fronteras del imperio romano. Así, la mayor parte de la céltica Galia no tardó en hacerse latina y cristiana.

Lugdunum (Lyon) se volvió un importante centro religioso cristiano. La Galia latina y cristiana cada vez más enriquecida, alcanzó importantes niveles culturales que sobrevivían incluso a las invasiones bárbaras. Tiempo después de las invasiones bárbaras, los germanos se volvieron latinos y hubo la necesidad de declarar la guerra a los alemanes.

Cultura y gatronomía de Francia

Cuando se habla de arte culinario sin lugar a dudas viene a nuestra mente Francia como país sinónimo de la gastronomía que va desde la más simple hasta la de mayor elaboración. País por excelencia donde muchos chef profesionales vienen a perfeccionar técnicas culinarias en general y de la repostería más fina y selecta en particular.

La cocina del este, caracterizada por influencias alemanas, se sirve del tocino, las salchichas, la cerveza y el sauerkraut.

Además de estas cinco grandes zonas regionales, existen también otras cocinas locales como la cocina del valle de Loira (famosa por sus pescados al vino blanco), la cocina vasca (caracterizada por el abundante uso del tomate y el pimiento de Espelette), la cocina de Rosellón (muy cercana de la cocina catalana) o la cocina del centro con su caza, su pâté de Pâcques, sus patatas o sus vinos y sus pescados de agua dulce.

Actividades y ocio

  • Museos y exposiciones. París es desde hace mucho tiempo una potencia artística y cultural, y una estancia en la capital francesa sería incompleta sin una visita a algunos de sus famosos museos y a sus colecciones no tan conocidas. ...
  • Ballet y ópera. ...
  • Teatros. ...
  • Cine en París. ...
  • París, de noche.

Idioma y su origen

Los primeros interrogantes sobre el origen del idioma aparecieron en el siglo XVI, cuando ya contaba con cinco siglos de existencia. Desde sus orígenes hasta su reconocimiento oficial en 1539, hay varios hitos clave en la historia de la lengua romance menos romance de todas.

La Galia romana

Para entender el nacimiento del francés, hay que remontarse dos milenios en la historia. Cuando finalizó la guerra de las Galias (entre el 58 a. C. y el 51 a. C.), los territorios ubicados al sur del Rin pasaron a ser provincias romanas. El desarrollo de los núcleos de población y el crecimiento del comercio mejoraron la comunicación entre los galos y los romanos: durante cinco siglos, el latín oral, también denominado vulgar (vulgus: el pueblo), convivió con el galo, un idioma de origen celta. No obstante, como el galo no se utilizaba en la escritura, su permanencia era complicada, principalmente en la zona sur del país, más romanizada. Actualmente, de las 100 000 entradas que incluye el diccionario Le Grand Robert, un centenar de palabras todavía reflejan su origen galo. Principalmente, hacen referencia al ámbito de la tierra, por ejemplo: char (carreta), bruyère (brezo), chêne (roble), if (tejo), chemin (camino), caillou (piedra), ruche (colmena), mouton (cordero), tonneau (barril).

El antepasado de los francos

Ya en el siglo IV había numerosos francos asentados en el noreste del país e integrados en los ejércitos romanos. A pesar de que en el siglo V los pueblos bárbaros invadieron el Imperio Romano de Occidente, los francos permanecieron en los alrededores del Rin. Tras varias victorias, Clovis unificó a todos los pueblos francos y se granjeó el apoyo de las grandes familias galorromanas. Para ello, adoptó tanto la lengua, el galorromano, como su religión, el catolicismo. Como consecuencia del origen germánico de los francos, se modificaron la pronunciación y la musicalidad del idioma. Se introdujeron nuevos sonidos (como el sonido /œ/ de fleur [flor, en español] y el sonido /ø/ de nœuds [nudo, en español]), además de otras palabras nuevas. Sin embargo, la principal aportación de este pueblo germánico fue dar nombre a la futura Francia.

Catálogos 2021

Descarga y descubre todas las novedades de cursos y programas 2021!

Estudia francés, realiza un curso con Hes Idiomas, conoce este país con lugares espectaculares y amplía tu currículum!